6 puntos de excitación de una mujer que DEBES conocer

Sé que desconoces los puntos de excitación de una mujer, de otro modo no estarías aquí. Y es que la mujer promedio tiene muchas zonas erógenas que pueden encenderla muy rápido, pero algunas son desconocidas por el 90% de los hombres.

Para que entiendas bien, una zona erógena, es aquella zona de la mujer que provoca una respuesta sexualmente estimulante en su cuerpo. Y no hablo del clítoris y de los pezones, claro son zonas erógenas pero que se tocan solo y únicamente cuando la mujer comenzó el proceso de excitación.

6 puntos de excitación de una mujer

En serio estos puntos de excitación de una mujer son desconocidos por muchos hombres. Es por eso que quiero compartir contigo mis conocimientos en la materia para que la próxima vez que te toque estar con una mujer, sepas tocar los puntos de excitación debidamente para despertar su deseo sexual.

puntos de excitación de una mujer

puntos de excitación de una mujer

Atrás de los muslos

Los muslos son una muy deliciosa parte de la mujer que cualquier hombre puede disfrutar visualmente. Pocos puedes disfrutar el suave tacto de unos muslos carnosos. Y este es precisamente uno de los puntos de excitación de una mujer que todos olvidan.

Justo detrás de los muslos por encima de la parte trasera de la rodilla, es una zona con muchas terminaciones nerviosas que le pueden hacer sentir cierto placer a ella. Esta zona es muy sensible a las caricias y sobre todo las lamidas.

Estando en la posición correcta puedes lamer a placer esta zona e ir subiendo poco a poco hasta sus glúteos. Incluso puedes pasarle un hielo sobre esta zona y ver como reacciona, no es precisamente algo excitante, pero es erótico y puede experimentar nuevas sensaciones.

La nuca, justo detrás del cuello

Muchas mujeres son adeptas a tener sensaciones eróticas en la parte del cuello. Cuando la mujer recibe caricias de parte de su pareja justo en esta zona, experimenta sensaciones de excitación. No digo que a todas le suceda, pero sí a la mayoría.

Toda la zona del cuello tiene terminaciones nerviosas que incluso muchas personas en general, cuando les acarician el cuello, tienen el clásico “piel de gallina”. Como sea, para realzar la sensación que el cuello produce, mi recomendación es que cuando la estés besando, sujeta su cuello suavemente. Esto aumentará la pasión del beso.

El monte venus

Esta es personalmente hablando, la parte más sexy de una mujer para mí. Y es, además, uno de los puntos de excitación de una mujer que más sensibilidad tienen. El simple hecho de acariciar suavemente esta zona, despierta en la mujer y los hombros un deseo impresionante por querer llegar más lejos.

El monte púbico tiene conexiones nerviosas directas con nuestra sexualidad. El acariciarlo provoca que el cuerpo suelte feromonas y esto te enloquecerá también a ti. Solo no te concentres mucho en esta zona, se pone raro luego de un rato.

La mejor manera de estimular esta parte, es acariciar con la punta de los dedos, presionar ligeramente con la palma de la mano. Y si se da el momento, puedes lamer. Juguetea, hazlo con imaginación y verás como las sensaciones comienzan a fluir y el deseo aumenta, no te reprimas.

Las axilas

Las axilas no es algo con lo que quieras juguetear debo decírtelo. No es bastante cómodo ni algo que parezca muy excitante. Pero algunas mujeres tienen cierta fijación sexual con esta zona de su cuerpo.

Solo no te confundas, esto es algo muy raro que a muy pocas mujeres les atrae. Sin embargo, puedes darte una oportunidad y probar si a ella y a ti le atrae esto, solo pasa tu cara por esta zona cuando estés en juegos previos, un beso suave y podrás darte cuenta de su reacción. Solo ten en cuenta que algunas mujeres no les atrae pues son muy cosquilludas.

Del mismo, si no te atrae la idea de pasar tu rostro por las axilas, puedes pasar tus dedos suavemente. Un leve movimiento de arriba abajo por sus brazos y luego pasar a movimientos circulares en sus axilas.

Debes poner atención a lo que sucede con tu pareja, ¿gime? ¿respira profundo? ¿sus mejillas se enrojecen? Estos detalles te harán saber que realmente le gusta lo que haces. Sin embargo, debes tener cuidado, porque si a la mujer le gusta y lo disfruta, puede soltar feromonas lo que hará este acto algo estimulante para ti también.

puntos de excitación de una mujer

Acaricia su estomago

Esta es de mis zonas favoritas, personalmente me encanta besar el abdomen, acariciarlo, recorrer mi cara, brazos, torso, todo por esta zona. Es un punto de excitación muy fuerte. Tal vez no lo sabías, pero este es de los puntos de excitación de una mujer que seguro tienes en el olvido.

Y por si tenías dudas, esta zona está conectada directamente con el punto G, digamos que es el lado en el lado contrario. Estimular esta zona provoca que el flujo sanguíneo fluya por las zonas erógenas de la mujer. O sea, todos los puntos de excitación de una mujer se ponen sensibles.

Comienzas a acariciar el estómago para pasar a la pelvis, le da la erótica idea de que tocarás su zona íntima, que acariciarás su clítoris. Y puedes dejarla con la expectativa, eso aumenta más la excitación solo no tardes más en llegar al momento o la excitación baja mucho.

Sus tiernos labios

Nada como un beso suave, delicado, candente, lleno de calor, no importa el tiempo que lleven juntos. Un beso bien dado siempre llenará a la más exigentes de las mujeres. Los labios es la zona más sensible para las mujeres. Tienen miles de terminaciones nerviosas que pueden explotar de placer si son bien besados.

Tienen tantas terminaciones nerviosas como nuestras entrepiernas. Solo piénsalo un beso bien dado puede despertar el deseo sexual de tu pareja de formas que no podrías imaginar. No se trata solo de lamer y meter lengua. Eso no excita cualquier persona. Necesitas hacerlo despacio, con intensidad, pasión.

Se ingenioso, usa tus dientes, labios, lengua para despertar estas terminaciones nerviosas y despertar el deseo sexual en tu mujer. No hay una regla a seguir, solo usa tu imaginación y hazlo de forma que su deseo sexual aumente con tus caricias.